publicidad-webypunto-300x250

El ciclón pasó sobre Barbuda, San Bartolomé, St. Martin y Puerto Rico y se dirigía hacia República Dominicana, Haití y Cuba. Llegará a Florida durante el fin de semana. Con vientos de casi 300 kilómetros por hora, tiene una intensidad que la tormenta que inundó Houston nunca alcanzó

Residentes y turistas del sur de Florida comenzaron este miércoles la evacuación a la espera del huracán Irma, el mayor que se tiene registro en el Atlántico. Es que el ciclón cambio su trayectoria y ahora apunta directamente hacia Miami Beach.

El huracán Irma, el más poderoso del que se tenga registro en el Atlántico, tocó tierra el miércoles de madrugada en islas en el nordeste del Caribe y por la tarde en Puerto Rico, avanzando en dirección a República Dominicana, Haití y Cuba, antes de posiblemente dirigirse a Florida el fin de semana.

De categoría 5, azotó este miércoles a Puerto Rico con fuertes vientos de unos 170 kilómetros por hora, y registró su primera víctima en el territorio estadounidense. El ciclón, que entró a las 16:00, hora local (20:00 GMT), pasó sobre la isla de Culebra, en el sector oriental del país.

Son preocupantes los estragos que puede causar Irma a su paso por La Española (República Dominicana y Haití), especialmente en la segunda, donde se declaró alerta roja en todo el territorio, con centenares de familias aún en campamentos como consecuencia del huracán Matthew y unas 40.000 personas todavía desplazadas por el potente terremoto que destruyó parte de Haití en 2010 y que dejó unos 300.000 muertos.

Este miércoles, el ojo del huracán Irma inició su recorrido con su paso sobre Barbuda en torno a las 1:47 de madrugada (5.47 GMT), según el Servicio Nacional Meteorológico de Estados Unidos. Más tarde, y después de varias horas de incomunicación con la isla, el premier Gastón Brown reportó que el huracán destruyó “el 90% de las construcciones en la isla de Barbuda”. El gobierno confirmó al menos un muerto por el paso del ciclón y anticipó que el costo de reparación será de no menos de USD 150 millones.

Crédito: Infobae