publicidad-webypunto-300x250

El ciclón hizo impacto en la Antilla Mayor en la provincia de Camagüey. En Estados Unidos, el gobernador de Florida y otras autoridades del estado han advertido del poder destructor del huracán. El Centro Nacional de Huracanes pronostica que Irma impacte el estado de Florida en algún punto de los Cayos de la Florida. Su más reciente giro al oeste salva del impacto directo a la ciudad de Miami, aunque se espera que aún sea azotada por sus vientos.


Irma siguió degradando su velocidad el sábado por la mañana al reducir sus vientos máximos sostenidos de 155 millas por hora a 130 millas por hora. Se mantiene así como un huracán de categoría 4.
Tras tocar tierra en la costa norte de Cuba en Cayo Romano, en la provincia de Camagüey, viró levemente al oeste rumbo a los cayos de Florida.
Mientras sigue su ruta hacia Florida, unas 5.6 millones de personas han recibido órdenes de evacuación en ese estado.
“Ningún lugar de los Cayos de Florida estará seguro”, dijo el Servicio Nacional de Meteorología tras los nuevos pronósticos que indican un impacto directo de Irma en esa cadena de islas al sur de la Península.
La nueva proyección sigue moviendo al huracán hacia el oeste una vez haga el giro al norte hacia la Península de Florida. Eso significa que se sigue alejando de la ciudad de Miami, la zona más poblada del sur del estado. Sin embargo, también quiere decir que el ciclón aún descargará sus vientos más potentes sobre el condado de Miami-Dade, especialmente sus suburbios más al oeste, colindantes con el pantano de los Everglades.
Amplios sectores de los condados de Miami-Dade y Broward, en el sur de Florida, recibieron órdenes de evacuación obligatoria, se estima que el número alcanza ya las 600,000 personas. Están afectadas especialmente las zonas bajas, costeras y de islas como Miami Beach y Key Biscayne, entre otras.
Aunque la cifra de fallecidos a consecuencia del huracán todavía puede aumentar, este viernes se reportaban al menos 17 muertos.

Crédito: Univision