En medio de la pugna que la DC mantiene con el Gobierno, la hija del ex presidente Eduardo Frei Montalva dijo que “obviamente hay situaciones que no me gustan”.

La vicepresidenta de la Democracia Cristiana (DC), Carmen Frei, cuestionó por primera vez la cercanía que su hermano Eduardo Frei Ruiz-Tagle ha mostrado con el Gobierno.

Esto, en medio de la controversia que el partido mantiene con la administración de Sebastián Piñera por el nombramiento de Luis Castillo en la subsecretaría de Redes Asistenciales.

El partido acusa al médico de haber adulterado y ocultado en la Universidad Católica la autopsia del expresidente Eduardo Frei Montalva, muerto en 1982, en circunstancias que son investigadas por el juez Alejandro Madrid.

“La respuesta de lo que hace cada persona se la tienen que preguntar a ellos mismos. Yo hablo por mí misma y obviamente hay situaciones que no me gustan”, dijo Carmen Frei al ser consultada por las acciones que su hermano ha tenido en los últimos días.

Eduardo Frei Ruiz-Tagle es embajador en la misión especial para el Asia Pacífico -cargo en el que fue ratificado por Piñera- y asistió esta semana a una cena en La Moneda, mientras que su esposa, Marta Larraechea, sostuvo una reunión con la Primera Dama, Cecilia Morel.

La exsenadora cuestionó a su hermano luego de firmar un poder para que sus abogados, Nelson Caucoto y Francisco Ugás, la representen ante el Tribunal Constitucional.

La instancia verá esta semana un recurso de inaplicabilidad presentado por el médico Pedro Valdivia Soto para detener la investigación por el presunto magnicidio de Frei Montalva, en la que es acusado como cómplice.

“El ministro (Alejandro Madrid) está trabajando en la dictación del fallo y eso me parece importante, porque lo que queremos impedir es que este tipo de requerimiento inhiba la acción de la justicia, perjudiquen la marcha de las causas e implique necesariamente un refugio para los violadores de Derechos Humanos”, dijo Caucoto.

Desde la DC, en tanto, el diputado Raúl Soto consideró que es “francamente impresentable” que Frei Ruiz-Tagle permanezca como embajador, “más aún cuando ha sido una mujer tremendamente valiente y luchadora la que ha cargado con una mochila toda su vida para poder esclarecer la verdad sobre la muerte de su padre”.

“Es obviamente inconsecuente que su hermano, el otro hijo, ex presidente también, Eduardo Frei Ruiz-Tagle, haya mantenido silencio hasta ahora”, señaló.

Crédito: Diario Uchile