publicidad-webypunto-300x250

La presidenta de la Asociación de Funcionarios del Registro Civil emplazó a las autoridades a impulsar un dialogo con los trabajadores públicos para destrabar el conflicto por el reajuste salarial del sector. Además criticó al grupo cercano de la Presidenta por “alejarla de los intereses de la gente”.

“El gobierno no ha escuchado la voz de los trabajadores”, afirmó la presidenta de los trabajadores del registro civil, Nelly Díaz, para explicar la renuencia del Ejecutivo a entregar una solución a los funcionarios del sector público, quienes exigen un reajuste salarial superior al 3,2% ofrecido por Hacienda.

Respecto de la denuncia que realizó este jueves acerca de la excesiva presencia de operadores políticos en las reparticiones del Estado, Nelly Díaz señaló que “siempre han existido estas personas, los partidos políticos deben enviar buenos gestores, pero la molestia radica en que vienen y no hacen el trabajo”.

La dirigente sindical indicó que “es imposible por ahora determinar cuál es la cantidad de funcionarios que están en sus puestos debido a su militancia política” y agregó que es un problema que “se ha denunciado en el ministerio esta situación”.

Nelly Díaz acusó que hoy en día los políticos están más preocupados de defender sus cuotas que del bienestar de los trabajadores “hay una defensa hacia las personas políticas, pero desde los partidos, no hay una defensa de que vinieron a hacer gestión o no hacer gestión en el servicio público, esto está pasando en todas partes”, afirmó.

La dirigente sindical agregó que “luego del paro éramos 3128 funcionarios, hoy no tenemos idea cuántos somos, nunca fueron capaces de decirme cuántos somos, no tenemos escalafón, entonces ha sido un trabajo duro conseguir la información”.

Nelly Díaz criticó además la demora que ha existido por parte de las autoridades para empezar un proceso de dialogo “se hace un tremendo escándalo porque hay una persona que grita improperios al ministro de Hacienda, pero nadie dice nada cuando un diputado trata a las trabajadoras como ‘viejas culias’, nadie de esos señores levanta banderas cuando una autoridad trata así a las mujeres”.

La presidenta de la Asociación de Funcionarios del Registro Civil, aseguró que “la salida más simple para las autoridades es jugar al desgaste que entregar una solución” y agregó que  “este caos no le conviene a nadie y por lo mismo es necesario conversar”.

En ese sentido afirmó que el círculo cercano de la presidenta la ha perjudicado “las personas que están al lado de la Presidenta le están haciendo un flaco favor, la están alejando de la gente y de la ciudadanía”, recalcó.

Finalmente la dirigente sindical criticó la represión que sufrieron los trabajadores fiscales durante la última marcha de la Mesa del Sector Público por las calles de Santiago, Nelly Díaz afirmó al respecto que “los trabajadores no nos encapuchamos, no tiramos piedras y aun así hubo represión porque hubo instrucciones desde el palacio de La Moneda, basta de eso, sentémonos a conversar”.

Crédito: P. López y C. Medrano – Diario UChile